sábado, 14 de abril de 2012

Ropa sucia y contaminación

Día de colada: Llenas la lavadora con tu ropa sucia, pones el detergente y le das al botón de encendido. ¿Pero sabías que puedes estar contaminando el agua?

Al abrir tu armario puedes descubrir que no hay un lugar más internacional en tu casa que el lugar donde guardas tu ropa: zapatos hechos en Vietnam, pantalones de Turquía, camisetas procedentes de China, jerséis de Sri Lanka… La industria de la moda no tiene fronteras. Incluso las grandes marcas de moda producen al otro lado del mundo e importan la ropa a Europa y el resto del mundo.

Sin embargo, las investigaciones de Greenpeace han encontrado que estas prendas, a menudo importadas de Asia, pueden contaminar el agua cuando las lavamos. Al lavar la ropa, residuos de peligrosos productos químicos se liberan directamente al agua. Esto puede ocurrir en cualquier lugar, independientemente de la legislación vigente. Las sustancias tóxicas van a parar a ríos, lagos y mares, donde se convierten en sustancias aún más tóxicas y en perturbadores hormonales.

Estos disruptores endocrinos pueden afectar seriamente a nuestra salud; incluso pueden afectar a los bebes antes de nacer en el vientre de materno. Los estudios científicos revelaron que estos disruptores hormonales están relacionados con varios tipos de cáncer, problemas de fertilidad y trastornos neurológicos.

Según Greenpeace varias conocidas marcas de moda producen ropa que libera sustancias tóxicas al lavarse: Por ejemplo, los productos de Converse fabricados en Vietnam que se venden actualmente en España; ropa de Calvin Klein producida en Sri Lanka y que se vende en Suiza; ropa y artículos de Ralph Lauren hechos en Filipinas que se vende en Italia; también algunas de las prendas de H & M fabricados en China han dado positivo a estos elementos tóxicos.

La ropa sucia nos intoxica, pero de una manera diferente de espera. Esta investigación revela que las grandes marcas de moda no son garantía de prendas libres de tóxicos.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada